por | Mar 6, 2017 | Supera tus miedos

superando el miedo

Hola ¿Cómo estás?

Como te había ofrecido en la publicación anterior, si no la has visto puedes hacer click aquí, en este post te mostraré cómo prepararte para realizar un cambio en tu vida convirtiendo al miedo en tu aliado.

Antes de ir de frente al tema, te voy a contar una experiencia aterradora, que viví hace unos días, que me conectó con uno de los miedos más grandes que he sentido en mi vida.

Cara a cara con el miedo

¿Qué me pasó? Tratando de jalar una mampara de vidrio, sin querer la forcé y se salió cayendo en dirección mía. Mi primera reacción, fue tratar de sostenerla con mis manos, pero al hacerlo me di cuenta de que el peso era demasiado para mí y caeríamos.

Para mi suerte, había una banca que retuvo el desplome y yo caí sentada sobre una mesa que estaba detrás con la esquina de la mampara sobre mi cabeza. En ese momento, revisé si me había cortado y nada, solo me hice un esguince en la mano.

Cuando regresé a casa después de pasar tiempo en la clínica, reflexioné sobre lo que esta experiencia me podía enseñar. Fue así como me di cuenta de que había recibido un wake up call en el momento preciso. Este me decía que era una ilusión el poder prevenirlo todo, una fantasía que le encanta creer a mi lado controller, pues…

 

En el transcurso de la vida siempre se van a presentar situaciones inesperadas que generarán quiebres en el camino.

Viviendo entre quiebres

Podríamos decirlo así, tú puedes ir por la vida contento y de la nada sucede un imprevisto que provoca un cambio ya sea pequeño o grande en el desarrollo de tus días. A estas situaciones que te toman por sorpresa las llamaré quiebres inesperados.  Por ejemplo, dado el accidente, tuve que dejar de lado varias cosas que tenía planeadas para el día por pasar tiempo en la clínica.  También podría suceder que recibas una mala noticia, te ofrezcan un aumento, entre otros.

Sin embargo, existen otro tipo de quiebres que no son inesperados porque eres tú el que los crea para cambiar algún aspecto de tu vida que no te satisface. Por ejemplo: si tu relación de pareja pasa por un mal momento, puedes escoger hacerte el loco o tomar cartas en el asunto. Si decides por esta última opción, generarás un quiebre que implicará realizar alguna acción para que mejore.

Estos quiebres requieren trabajo y los puedes generar en cualquier aspecto de tu vida: relaciones interpersonales (pareja, jefe, amigos, familia), profesión, estilo de vida, entre otros. De hecho, durante un proceso de coaching, acompaño a mis clientes en esta etapa, pues es el punto de partida para lograr lo que se han propuesto. Si quieres recibir más información ingresa aquí. 

 Una luz sobre el miedo

En algunas circunstancias, cuando se presenta un quiebre inesperado en tu vida, puede implicar el riesgo de una futura pérdida, por ello es natural sentir miedo porque:

El miedo es una emoción que sientes cuando crees que puedes perder algo importante para ti.

Hay otras situaciones en las que también podrías sentir miedo aunque la pérdida no tenga evidencia alguna, y aún se diera, a fin de cuentas podría resultar beneficiosa. Por ejemplo: a pesar de que te la pasas  renegando tienes miedo de decirle a otra persona lo que sientes por temor a perder su reconocimiento, cariño, compañía, tú nómbralo.

En mi experiencia, he podido comprobar en diferentes ámbitos que después de generar un quiebre mediante una conversación (expresó lo que me hace sentir incómoda) los resultados han sido positivos para ambas partes. Sin embargo, siempre existe la opción que no resulte y se produzca la pérdida de todos modos. Si fuera el caso, estoy convencida de que es lo mejor que te podría pasar, aunque no parezca.

3 pasos que te ayudarán a hacer del miedo un aliado

  1. Acepta y escucha tu miedo. de nada sirve huir de él o tratar de ocultarlo. Date unos minutos en silencio y siente la sensación que produce en tu cuerpo. Pregúntale qué es lo que te quiere mostrar. Generalmente, guarda relación con alguna situación que viviste en una etapa de tu vida.
  2. Actúa con tu miedo: seguramente será incomodo, pero te puedo asegurar de que pasará. Así que empodérate. ¿Qué es lo que necesitas hacer para llenarte de valor? ¿Cómo te imaginas que luce, viste y habla una persona que es capaz de lograr lo que tú quieres? Imítala. Empieza a comportarte como si ya lo tuvieras.
  3. Desafío corporal: qué tal si en los próximos 15 días tú y yo nos atrevemos a desafiar uno de nuestros miedos y hacemos algo (una acción específica) que antes hubiéramos dicho ¡no way! ¿Te atreves? Puede estar relacionada con cualquier cosa. Esto te servirá para demostrarte que es posible movilizarte de la mano del miedo.

Palabras en acción

Ahora me encantaría escucharte a ti. En los comentarios que están al final de la publicación cuéntanos de algún momento en que a pesar de que tenías mucho miedo, generaste un cambio en tu vida.

¿Qué aprendiste de esa experiencia?

Muchas personas leen estas publicaciones para recibir una guía y inspiración. Tus comentarios pueden ayudarlos a encontrar una nueva mirada de las cosas. Los comentarios serán publicados.

Importante: Tu opinión es muy valiosa para mí, sin embargo te pido no compartir enlaces de otras páginas pues no puedo garantizar su contenido; por lo tanto serán eliminados.

Sin importar que, recuerda esto: si es que caes y las cosas no salen de la manera que esperas, puedes elegir levantarte. No quiere decir que eres débil. Solo evidencia que te amas y respetas tanto como para jugártela por lo que para ti es importante.

 

 

Antes de irte aprovecha y regístrate en mi página web. Recibirás un acceso directo a mi guía 2 grandes pasos para sentirte más feliz”, un regalo especial para todos mis suscriptores. Además, podrás participar de sorteos y promociones que no compartiré en ningún otro lado.

Me siento feliz de tenerte en este espacio. Te agradezco el tiempo que le dedicas a este blog y sería genial que compartas estos mensajes con tus familiares y amigos para contribuir en  la vida de más personas.

 

Con amor

Pin It on Pinterest

Share This

Regala este mensaje a quien más lo necesite

Por favor, comparte esta publicación en tus redes sociales.